Dentro de la Escena del Crimen, Parte 2: Tipos de Fotografía Forense

Continuando con esta serie a lo Discovery Channel sobre el trabajo de los fotógrafos forenses, me toca hablar de la Clasificación de las Fotografías de la Escena del Crimen. Seguro no se imaginaban el que hubiera varios tipos, pero una vez que los conozcan, recordarán todo lo alguna vez visto en televisión.

Como ya mencioné anteriormente, los fotógrafos de esta rama necesariamente deben ser metódicos en su forma de trabajar. No pueden permitirse dejar fuera una pieza importante de evidencia, o producir fotografías que puedan ser consideradas confusas en la corte. Además, cargan con la presión de la operación entera en sus espaldas. Resulta que antes de que los investigadores puedan mover o tocar cualquier evidencia en la escena, e incluso antes de que el examinador médico pueda remover los cuerpos, el fotógrafo forense debe documentarla en su totalidad.

Un fotógrafo forense realiza un acercamiento a la 
puerta de un contenedor en Bexley, Inglaterra.
 La Policía había descubierto millones de libras 
robadas durante el atraco a un banco.
Peter Macdiarmid/Getty Images
Pero para documentarla, el fotógrafo se basa en una clasificación invariable de imágenes, la cual está compuesta por: Vista General, De Alcance Medio, y Acercamientos.

Si por ejemplo el crimen tuvo lugar en interiores, la Vista General incluye fotos del exterior del edificio, sus entradas y salidas, así como imágenes que colocan al edificio en relación con sus alrededores (Lo ponen en contexto), -como una casa en medio de un barrio cerrado o un edificio de oficinas en medio de un distrito comercial-. Fotos de los espectadores en la escena también pueden ayudar más adelante a localizar testigos o sospechosos (Ya que siempre hay curiosos merodeando). La Vista General también incluye imágenes de todas las habitaciones, realizadas a través de tomas por sobre la cabeza y desde cada esquina.

El fotógrafo forense luego se centra en las piezas claves de evidencia, así captura imágenes de las mismas en su contexto. Estas fotos de Alcance Medio pueden retratar una pieza de evidencia, como un cuchillo, pero a distancia suficiente como para que se muestre su relación con los muebles, una mancha de sangre, o el resto de la habitación. Estas imágenes también establecen la distancia del objeto en cuanto a los que lo rodean.

Ejemplo de Acercamiento a unos casquillos de bala.
FBI.gov
Finalmente, el fotógrafo meticulosamente documenta la evidencia con Acercamientos. Estos incluyen la identificación de marcas -como cicatrices- en un cuerpo, números de serial en una pieza de equipo electrónico ensangrentada, etc. El fotógrafo generalmente incluirá una regla en la foto para establecer la escala, pero siempre realizará un duplicado de la imagen sin la herramienta de medición. En la corte, la defensa podría alegar que la regla cubrió algo importante.

Y, por supuesto, las fotos no tienen valor alguno a menos que estén en contexto. Un fotógrafo forense mantiene un registro de las fotos que incluye todo detalle considerado relevante, el número de la foto (A veces colocará ese número también al lado de la evidencia), cualquier filtro aplicado, la hora, la fecha y el lugar, incluida la descripción del objeto. El advenimiento de la fotografía digital ha ayudado a hacer que la documentación del tiempo y la fecha sea más simple y comprobable.

¿Qué necesita un fotógrafo para documentar la escena? ¿Y qué hace a una foto admisible en corte? Eso lo dejo para la siguiente parte, así que estén atentos.


La "Mug Shot"

Alphonse Bertillon (En Inglés, más completo) no sólo estableció las reglas base para la fotografía de la escena del crimen, sino que también estandarizó la "mug shot" (Término en inglés para "Foto de Identificación"). Éste método de registro fue inventado por el detective estadounidense Allan Pinkerton, en el siglo XVIII, utilizándolo en principio para las fotos de "Se Busca" de los días del Salvaje Oeste.

Las mug shots se componen de dos partes, la primera consiste en la foto del rostro de la persona de costado (Perfil), y la segunda consiste en una toma frontal.

Mug Shot de Larry King.
blog.miaminewtimes.com

Bertillon fue influenciado por la eugenesia, en ese entonces, una forma común de racismo científico. Él creía que el carácter de una persona podía ser leído a través de sus caracteres genéticos, y usó la foto de identificación como un intento para validar su teoría. Y a pesar de que esta teoría no tuvo éxito, este tipo de retrato de los sospechosos o criminales sigue siendo muy utilizado para registrar los distintos perfiles a nivel policial.


Esto es todo por hoy! Así que si tienen algún comentario, duda, o simple opinión sobre el tema, pueden dejarlos más abajo, que los contestaré lo más rápido que pueda.

Fuente: http://science.howstuffworks.com

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Hola otra vez! Me agradaría saber qué te pareció este artículo, ¿por qué no dejas un comentario?

¡Recomienda este blog!